El tiempo en: San Fernando
Miércoles 17/04/2024
 

Radio La Isla

Revisados hasta ahora más de 70 km de la red de abastecimiento de La Isla para eliminar pérdidas

El Ayuntamiento de San Fernando ha revisado hasta ahora más de 70 kilómetros de la red de abastecimiento de la ciudad para evitar cualquier pérdida de agua en el actual contexto de sequía. Así, en las últimas semanas se han intensificado las labores del plan de fugas que ejecuta periódicamente para, junto a otras actuaciones […]

El Ayuntamiento de San Fernando ha revisado hasta ahora más de 70 kilómetros de la red de abastecimiento de la ciudad para evitar cualquier pérdida de agua en el actual contexto de sequía. Así, en las últimas semanas se han intensificado las labores del plan de fugas que ejecuta periódicamente para, junto a otras actuaciones de mejora de las redes, reducir de manera considerable el agua que se desaprovecha. Este plan es sólo una de las medidas de la política municipal de gestión del agua con la que desde 2015 se ha conseguido ahorrar 2.080.000 m3 (el equivalente a llenar 250 piscinas olímpicas cada año), logrando una eficiencia hídrica del 95%. La localidad se sitúa así entre 10 y 15 puntos por encima de la media nacional, siendo uno de los índices más altos a nivel andaluz.

Estas actuaciones, ejecutadas por la empresa concesionaria Hidralia, cobran mayor importancia ante la situación de grave escasez declarada en la zona con regulación del Sistema Guadalete -del que se abastece San Fernando- como consecuencia de la sequía persistente que afecta no sólo a la provincia, sino a todo el país. Consciente de la compleja situación y como parte de su compromiso en la lucha contra la emergencia climática, el Ayuntamiento está impulsando actualmente distintos trabajos de refuerzo que permitan la revisión de la totalidad de las infraestructuras de abastecimiento de San Fernando. Hasta el momento se han conseguido localizar y reparar distintas fugas con una estimación de ahorro de pérdidas de agua de entre 2 y 4 litros por segundo. Este plan continuará desarrollándose en las próximas semanas con el objetivo de solucionar las fugas ocultas no visibles, reduciendo así el agua no registrada (ANR) para mejorar el rendimiento hídrico del municipio. Estas tareas permitieron que tanto en 2022 como en 2023 se haya conseguido una media de reducción de ANR de 276.000 m3 con respecto a años anteriores.

Técnicas más eficientes e innovadoras

Para acometer la comprobación de las conducciones, el Ayuntamiento e Hidralia utilizan distintos sistemas y técnicas basadas en la innovación y que permiten una localización cada vez más exacta de las fugas, al tiempo que se reducen posibles perjuicios a la ciudadanía al evitar abrir zanjas, realizar cortes de vías o interrupciones del servicio.

Se da la circunstancia de que la actual sequía es la más intensa y duradera desde que se tienen registros históricos, acumulando así más de cinco años con déficit de precipitaciones. Con motivo de esta situación de emergencia por sequía declarada en el Sistema Regulado del Guadalete se han emprendido una serie de actuaciones con las que reducir un 20% el consumo de agua, de acuerdo a la petición realizada por el Consorcio de Aguas de la Zona Gaditana (CAZG), conforme al Plan de Emergencia por sequía vigente y en la línea con lo establecido en el Plan de Contingencia ante el Cambio Climático y la Sequía en San Fernando.

Por ello, se están acometiendo una serie de actuaciones urgentes con una inversión inicial de 136.636€ repartida en distintas intervenciones que van desde obras para el desarrollo de las infraestructuras con las que cuenta la ciudad, a la realización de campañas de búsqueda de fugas, la puesta en servicio de posibles pozos del municipio para tener recursos alternativos de agua, o el avance de la red para el uso de agua regenerada. En este sentido, se llevará a cabo una búsqueda de recursos alternativos de agua, con el objetivo de aumentar el suministro para riego y baldeo, ante la imposibilidad de usar agua apta para el consumo, a través de sondeos de posibles pozos explotables del municipio.

A medio plazo se trabaja además para el desarrollo de red de riego y construcción de depósito de agua regenerada para su uso para riego y baldeos. De hecho, San Fernando cuenta ya con parte de la estructura que puede servir de base para el futuro desarrollo de la red, una vez la depuradora cuente con el sistema terciario para su implementación y se pueda hacer uso de este recurso. También se continúa avanzando en la microsectorización de diferentes zonas de la ciudad, que ha permitido optimizar la búsqueda de fugas, reduciendo así el volumen de agua perdida por roturas, el aumento de la digitalización y monitorización de las infraestructuras en el municipio, o la implantación de sistemas inteligentes para riego en la zona del Parque del Oeste, con el objetivo de reducir el volumen de agua usado en el lugar.

El Consistorio ha establecido, según un bando municipal, una serie de prohibiciones de uso de agua potable para la reducción del consumo entre las que se encuentra el riego de riego de jardines, zonas verdes y deportivas de carácter público o privado, así como el riego y baldeo de viales, fachadas y calles. También se prohíbe el uso de fuentes para consumo humano que no dispongan de elementos automáticos de cierre y las que sí lo tengan se restringe su uso solo para consumo y no para otros usos como por ejemplo de índole recreativos. Se van a inhabilitar las fuentes ornamentales que no tengan circuito cerrado de agua, las duchas y surtidores públicos, prohibiendo de igual manera el llenado o rellenado de piscinas, fuentes o estanques ya sean públicas o privadas. El lavado de vehículos se debe realizar en los establecimientos autorizados para ello y evitar cualquier otro uso no esencial del agua.

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN