El Ayuntamiento inicia el procedimiento para la declaración de interés público de la Casería

Escrito por el 14/12/2020

El Ayuntamiento de San Fernando ha cumplido con el acuerdo alcanzado en el pleno del pasado mes de noviembre, y esta semana ha comenzado los trámites para iniciar el expediente por el que solicita la legalización de los establecimientos e instalaciones ubicadas en la playa de la Casería de Ossio mediante la declaración de interés público.

El Consistorio ya ha enviado tanto a la Demarcación de Costas en Andalucía-Atlántico como al Servicio de Medio Ambiente de la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible de la Junta de Andalucía la comunicación con la que formaliza la solicitud de los preceptivos informes favorables de estas administraciones para avanzar en la tramitación, al tiempo que les ha hecho llegar una primera memoria justificativa, que se seguirá ampliando con nueva documentación a lo largo del proceso, y que demuestra las razones de la singularidad de este espacio que sustentan la petición de la declaración de interés público tal como establece la normativa.

De esta forma, la alcaldesa, Patricia Cavada, ha resaltado que el Ayuntamiento reitera su convicción de la necesidad de que permanezcan en la Casería las mencionadas instalaciones, sobre todo porque aún no se ha aprobado ninguna actuación a realizar en la zona que requiera de un inmediato desalojo —hay que volver a redactar un proyecto de regeneración de la playa y paseo marítimo al quedar en desuso el redactado en su día–, y lo que procede es buscar todas las alternativas posibles para hacer compatible la inversión y la recuperación natural de este espacio natural con el mantenimiento de los legítimos intereses de los ahora ocupantes y de espacio tan especial y singular. “Estamos convencidos de que es posible conjugar esa integración paisajística y la recuperación de este espacio con la conservación de estos elementos que le aportan valor y lo hacen tan peculiar y atractivo”, ha apuntado Cavada.

Este asentamiento tradicional no ha supuesto una grave regresión en la zona sino que, más bien al contrario, se trata de un enclave histórico que ha logrado sobrevivir a las mastodónticas transformaciones de la costa española. Además, la demolición de estas instalaciones no tendrá un beneficio significativo al propio uso del dominio público, ya que se trata de un pequeño tramo dentro de todo el frente litoral de la Casería, que se encuentra en su práctica totalidad expedito y con zonas de playa transitables, sin que estas instalaciones impidan el paso por la propia playa, al tiempo que queda libre de toda ocupación la zona de servidumbre de tránsito.

Desde el Ayuntamiento se es consciente de que una regeneración de la zona de la costa en este tramo es importante, pero también lo es hacerlo conservando la estampa y atractivo indudable del espacio cuyo interés público viene avalado por tratarse de un conjunto de peculiares cuartos de aperos destinados a la pesca artesanal y dos zonas de restauración, de gran arraigo en la zona y que dotan a este municipio de un atractivo singular y carácter simbólico ante lo peculiar y pintoresco de su configuración y que, lejos de entorpecer el disfrute público de esta zona costera, le aportan una singularidad reconocida a todos los niveles, y recogida en numerosos reportajes fotográficos, películas y documentales (como refleja la memoria entregada para iniciar el procedimiento).

La memoria justificativa

En esa memoria justificativa, el Consistorio defiende que las edificaciones de la Casería son antiguas construcciones que tienen un indescriptible arraigo local, y que son muy anteriores a la entrada en vigor de la propia Ley de Costas, ya que se constata su existencia desde el Vuelo General de España (el llamado ‘vuelo americano’) de los años 1956/57, y así lo demuestran las ortofotos oficiales que se han incluido en el dossier.

Como se explica en la documentación, este asentamiento no es una ocupación irregular, ya que eran frecuentes las autorizaciones obtenidas para el establecimiento de las casetas de enseres de pesca, principalmente otorgadas por la Comandancia Militar de Marina de Cádiz. La memoria incluye ejemplos de estas autorizaciones de hace cerca de 60 años para la instalación de las casetas de madera para los pescadores, que mantienen una situación intacta desde hace décadas siendo heredadas de padres a hijos a la vez que se heredaba esta profesión artesana.

De hecho, la documentación entregada, y que se va a seguir ampliando, también demuestra la labor de pesca artesanal, autóctona y característica de la playa de la Casería, de indudable valor etnológico y altamente singular. Este argumento se sustenta con la existencia de la Asociación de Pescadores Artesanales Playa Casería de Ossio, inscrita oficialmente y entre cuyos fines, tal y como establecen sus estatutos, se encuentran de manera expresa la promoción y fomento de la cultura de la pesca artesanal; la recuperación, protección y sostenimiento de los ecosistemas acuáticos y la pesca artesanal solicitando a la administración competente el suministro de infraestructuras necesarias para llevar a cabo dicha actividad; la contribución a la promoción de las enseñanzas de pesca responsable y formación de pescadores como parte integrante de nuestra cultura; y el análisis, seguimiento, y en su caso denuncia, de cualquier actuación que pudiera incidir en una merma de la calidad de los ecosistemas acuáticos o de los recursos pesqueros y que influya en la pesca artesanal de la zona ámbito de actuación de la asociación.

Hay que recordar que la declaración de interés público afectaría a las casetas de diez pescadores y su centro asociativo, además de a los dos establecimientos hosteleros, alguno de los cuales data del año 1934.

En la memoria también se ha recordado el enorme interés cinematográfico, audiovisual, turístico y promocional que tiene el enclave de la Casería, con una peculiar y atractiva fisonomía que ha sido escenario de películas como ‘Entre dos aguas’ de Isaki Lacuesta, Camarón de Jaime Chávarri o la alemana ‘The Diplomatic’.

Estos rodajes en los que la Casería y sus casetas de colores se han mostrado con todo su atractivo han generado una enorme trascendencia de la ciudad desde el punto de vista turístico y ha motivado que haya salido reflejada en innumerables publicaciones de medios de comunicación.

La Casería también ha sido escenario de una quincena de videoclips, un instrumento audiovisual que tiene un enorme impacto mediático, mucho mayor que el de las propias películas, por su alta reproducción tanto en canales como Youtube como en las redes sociales.

Este paisaje singular también es un espacio fotografiado hasta la saciedad por turistas, artistas e ‘influencers’ venidos de todas las partes de España y de Europa, que han hecho de esta zona uno de sus escenarios preferidos, especialmente en canales como Instagram. Bajo los ‘hashtags’ y etiquetas que localizan la playa y su entorno, la imagen de la parte interior de la Bahía de Cádiz vista desde las casetas coloreadas de La Casería se ha convertido en un reclamo indirecto que atrae y genera turismo en la ciudad. Esto, además, va de la mano de la estrategia que se trabaja en la ciudad desde hace años de difundir y promocionar las enormes potencialidades naturales y de turismo sostenible que tienen espacios idílicos como son las de Camposoto y de la Casería.

La documentación entregada también recoge el enorme movimiento social generado por la noticia de los 59 expedientes abiertos en la playa de La Casería de Ossio, lo que demuestra el nivel de influencia que este lugar tiene sobre la ciudadanía no solo isleña, sino nacional y en algunos casos internacional.

Esto se acredita en los vídeos de apoyo que han realizado artistas del mundo del espectáculo, la música o el cine en apoyo al negocio hostelero de La Cantina del Titi El Bartolo, donde fruto de estas publicaciones, se puede comprobar el nexo de unión que existe entre este lugar singular y muchos turistas que año tras año visitan la zona.

Estos videos además han ido acompañados de una petición en change.org que a fecha de 11 de diciembre ya había recogido más de 40.500 firmas de ciudadanos anónimos.

Todas estas circunstancias hacen que desde el ámbito municipal se plantee la protección pública de este entorno y el mantenimiento de las instalaciones que dota a este espacio de una especial singularidad.

La alcaldesa también ha apuntado que este mismo lunes se va a trasladar este inicio procedimiento y la memoria y justificación, así como una petición de reunión, a los responsables que correspondan del Gobierno más allá de la provincia, quienes ya conocen la problemática y con quienes se ha tratado previamente, con el objetivo de “poder comentar personalmente y explicar con detalle lo ya plasmado en la memoria, para que se entiendan todas y cada una de las razones que justifican ese carácter de interés público”.


RADIO LA ISLA 107.4 FM

107.4 FM

Canción actual

Título

Artista

Background